Zuma Birds

Contact Light

Delia Récords/Nooriax (2017)

 

------------------------------------------------------------------

 

Desde la meseta madrileña resuenan ecos de ciertos eventos discográficos, que demuestran que la calidad musical en nuestro país esta muy por encima de lo que nos quieren hacer creer. Tanto Zuma Birds como Bubble Bones, ambas bandas procedentes del mismo líquido amniótico, sacan sus novedades entre finales de este año y el comienzo del que viene. Yo no se vosotros, pero estoy altamente entusiasmado con lo que nos pueden mostrar estos tipos aficionados a la locura sónica. De momento, ya tenemos aquí el disco de los pájaros de Zuma. ¡¡Y vaya como suena esto, señores!!


Para saber un poco del nacimiento de esta confluencia cósmica, aunque ellos dicen proceder de otra galaxia y que llegaron a nuestro planeta en una nave de esas que aparecen en Encuentros En La Tercera Fase. Tenemos que centrarnos en ciertos vestigios y avistamientos de hombres de negro alrededor de ciertas formaciones madrileñas. Sobre 2006, The Dragsters sacan el disco titulado Wonderful Yet Unknown. Dentro de esta formación, encontramos a uno de los Zuma Birds haciendo sus primeros pinitos aquí en la Tierra. Englobados en la música garage y el high energy, hace tiempo ya que no se sabe nada de ellos, acabarían abducidos... Pero dejaron testimonios y pruebas suficientes de su existencia, acompañando en el escenario a Baby Woodrose o The Scientists. Así que este ser llamado Shakin David, decide quedarse en nuestro sistema solar para seguir descargando en nuestros cerebros esas extrañas ondas musicales. Se junta con dos majaderos cazadores de ovnis, y forman uno de los combos de hard rock psicodélico más prominentes de la capital peninsular. Llamados Bubble Bones, acompañarían a otros seres galácticos en el escenario, como J C Sisto o exploradores espaciales, como Siena Root, entre otros. En 2010, editaron un EP de forma digital, pero donde efectuaron su primera obra magnánima fue en el año 2014. In The Land Of Zimandias fue un compendio absoluto de hard rock psicodelico y mensajes cifrados sobre presencia annunaki en el sistema solar. Un clásico para cualquier conspiranoico que se precie. Como ya hemos dicho, estamos pendientes que editen dentro de poco su siguiente vestigio sobrenatural. Por otra parte, indicios de presencia reptiliana se registran alrededor de otra formación madrileña. Sparkle Gross editaron su primer y único artefacto en el año 2011. Toti García militaba en esta formación de rock clásico típicamente terrícola, y lo que no sabían sus compañeros de banda es que procedía de otra galaxia. Es en 2015, cuando es visto tocando en otra banda madrileña llamada Los Daytonas. Con ellos grabó en ese mismo año, un EP titulado En El Salvaje Oeste!!. Fue editado por Racing Récords, y masterizado por el reputado Mike Mariconda. El último elemento para terminar el puzzle, es un ser llamado Rui Barbosa, un generador de ondas rítmicas de desconocida procedencia estelar. Empezaron su acercamiento a los terrícolas, con ciertos eventos musicales en recónditos lugares como Delia, La Ley Seca o el Space Age Festival. Aunque hay que destacar uno de los eventos del resto, y es el efectuado en el Rust Festival del año 2016. Aquí se concentran multitud de seres galácticos de forma anual, para consagrar su devoción por uno de los altos padres de nuestra galaxia, Neil Young. Junto a ellos, también estuvieron otros elementos de dudosa procedencia terrícola como Atavismo o Brass Buttons. A comienzos del verano de este mismo año, entran en el estudio para grabar su primer disco, que sera editado de forma compartida por Delia Récords y Nooriax.


Dejando la coña ufológica a un lado y centrándonos en el disco, la formación oficial de Zuma Birds consta de Shakin David a la guitarra/teclado/voces, Rui Barbosa a la batería y Toti García al bajo. La música de los Zuma es rock clásico americano, mezclado con picos de intensidad eléctrica y largas improvisaciones. Ellos mismos se describen como música cósmica, y tiene ciertos elementos sonoros que así lo muestran. Claramente es un acercamiento a formaciones de principios de los años setenta como Flying Burrito Bothers, The Grateful Dead o New Riders Of The Purple Sage, pero con un poquito de Hawkwind. Desde mediados de los años sesenta, el pop y la psicodelia siempre tuvieron vestigios de música tradicional en su seno, a través de bandas como The Charlatans, The Jelly Bean Bandits o Notes From The Underground, entre otros. Esto se asentó con el final de la época jipi y la psicodelia, formando un movimiento estable de bandas que tenían la música country como un tipo de seudo religión. Algunos tomándoselo demasiado en serio, como fue el caso de Gram Parsons y su desgraciado fallecimiento. A lo que íbamos, Zuma Birds intentan llevar todo ese sonido a la actualidad, en este tremendo disco llamado Contact Light y que como adelanto, solo ha salido en digital. David tiene una voz muy peculiar, que le da una característica propia bastante definida al sonido de la banda. También, es el autor de todas las composiciones. Entrando en su estructura musical, no difieren demasiado de un tema a otro, rock puramente americano muy tradicional. Pero son, en los pasajes instrumentales, donde encontramos todo el fantástico meollo. Y es que David, se nos presenta como un tremendo fiera a las seis cuerdas. Repito, un tremendo fiera a las seis cuerdas. Temas como "Easy Rider", "Drifter" o los tremendos ocho minutos de "A Town With No Name", son puro fuego eléctrico en su parte más instrumental. Grandes fases melódicas de country rock, encontramos en "Deadhead Suzie" o "King Of The Mountain". Teniendo este último corte, una parte intermedia con vestigios al rock psicodélico y a The Allman Brothers Band. En "Let Me Follow You Down" o "The Midnight Train", nos muestran una faceta más pop rock, que da un respiro a todo el desbarre distorsionado. Termina el disco con los casi doce minutos de "She's Got Stars In Her Eyes", rindiendo estos pleitesía al maestro Neil Young. Por algo son los pajaros de Zuma.

 

Reseña de  Germán Ramírez    

 

-----------------------------------------------------------------------------------------------------

 

Más información sobre Zuma Birds, aquí.

Reseña del primer disco de Bubble Bones, aquí.