The Claypool Lennon Delirium

"The Monolith Of Phobos"

ATO/Prawn Song/Chimera Music (2016)

 

--------------------------------------------------------------

 

Intentar crear música teniendo a tus espaldas un legado paternal como el de John Lennon tiene que ser un terrible dolor de cabeza. Por mucho que algo así te abra puertas, y te hayas podido codear con toda la plana mayor de la música contemporánea. Es difícil ponerse en la tesitura de alguien como Sean Lennon, pero ahí esta el chaval intentándolo. Y con buenos resultados, su ultimo proyecto con Les Claypool, es uno de los discos más interesantes de este pasado año dentro del género puramente psicodélico.


Sean Lennon, hijo de John y Yoko, ha tenido una larga trayectoria musical desde mediados de los noventa, iniciando su andadura en solitario con varios discos, y posteriormente con bandas como Cibo Matto o The Ghost Of A Saber Tooth Tiger. Su estilo, podríamos enmarcarlo dentro del género pop psicodélico y alternativo, el caso es que Sean ha estado ahí desde hace mucho, pero nunca ha tenido ningún éxito especialmente reconocible a nivel mayoritario (interesante declaración de intenciones encontrarse en la red con fotos del hijo de Lennon, vistiendo una camiseta con el logo: "Who the fuck is Sean Lennon?!"). En 2015 formó parte del Festival Primavera Sound con su última banda The Ghost of a Saber Tooth Tiger, destacando como una de las mejores actuaciones de ese año en el festival. Y definitivamente arropado por los aficionados al pop rock alternativo, tan fieles a ese tipo de festivales. Les Claypool es un veterano músico, con una extensa trayectoria desde la década de los años ochenta, siendo mayormente conocido por ser líder y bajista de la excéntrica banda Primus, y siendo considerado como uno de los mejores bajistas de su generación. Claypool ha estado desde siempre, inmerso en mil y un proyectos de todo tipo, thrash metal, jazz, pop, rock, funk... Se puede decir que este tío ha tocado de todo. En la actualidad ha estado alternando proyectos como Colonel Claypool's Bucket of Bernie Brains o Colonel Les Claypool's Fearless Flying Frog Brigade, donde gira musicalmente hacia los años sesenta, siempre sin dejar de lado la banda madre Primus. La fusión musical entre Sean Lennon y Les Claypool no es puramente casual, durante 2015 la banda de Sean, The Ghost Of A Saber Tooth Tiger, acompañó como teloneros tanto a Primus, como a Dinosaur Jr, en una gira por Estados Unidos. Ahí se inició el germen y la amistad para este fantástico proyecto, titulado The Claypool Lennon Delirium.


Siendo concebido prácticamente por ellos dos de principio a fin, Monolith Of Phobos es a la vez un poco de aire fresco a un género, que empieza a estar manido con tanto revival de estética masiva y poca chicha musical. Y a la vez una oda a todas las bandas inglesas que experimentaron con la psicodelia en los años sesenta: The Beatles, The Pretty Things, Syd Barrett, Tomorrow, July y un larguísimo etcétera. Sean Lennon se encarga de la parte gráfica en su totalidad, desde la magnífica portada como el collage interior, dándole al disco un aire artesano y fantásticamente añejo. Producido y compuesto por ellos dos, la parte instrumental también se la reparten entre ellos, llevando las labores vocales según quien haya compuesto la canción. Entrando en lo musical, estamos ante un caramelo sonoro que hará las delicias de quien disfrute con la buena época de Nick Saloman y su banda Bevis Frond. Y es que, tiene esa aura espiritual de disco que podría haber sido concebido en otra época, temas como "Mr Wright", "Breath Of Salesman" o "Captain Lariat" donde Les Claypool da rienda suelta a toda su excentricidad. Por la otra parte creativa, tenemos la emocionante "Boomerang Baby", "Bubbles Burst" o "Cricket And The Genie" donde Sean Lennon aborda niveles creativos que lo acercan un poco más a su progenitor. Y es que este acoge en lo musical, la parte menos experimental y más clásica, dando un contraste sonoro que alcanza un punto medio que es el gran "quid" de la cuestión para este disco. Lennon se desmarca como un guitarra bastante competente dando un muy buen resultado, aunque este disco no sea especialmente guitarrero. Pero lo del bajo es de otro planeta... Les Claypool sabe aplicar una paleta de sonidos que a pocos se le puede escuchar, ¡¡un auténtico genio a las cuatro cuerdas!! Si lo vuestro es un ente sonoro de otro tiempo como es el clásico y bizarro pop psicodélico, tiraros de cabeza por este disco... Si, sonara a lo de siempre, y te hará sentir en las orejas mil y una referencias o comparaciones, pero tiene ese punto especial que tanto cuesta encontrar. De lo mejor del año 2016.

 

                                                                                                                                          Reseña de Germán Ramírez

 

----------------------------------------------------------------------------------------------------

 

Más información sobre The Claypool Lennon Delirium aquí