Tempest

"Tempest"

Bronze/Island (1973)

 

------------------------------------------------

 

Nos hemos enterado hace unos días de la trágica muerte de Allan Holdsworth, a los 70 años. Guitarrista muy admirado por la gran mayoría de los aficionados al rock progresivo. Son muchas sus aportaciones dentro del género, en la discografía de Soft Machine, Bill Bruford, U.K. o con Jack Bruce. En Mentes De Ácido somos muy fanáticos de todo el universo Jon Hiseman, y siempre es un placer aportar algo donde este batería estuviera implicado. Así que aprovechamos también para rendir homenaje al gran guitarrista, ya que formó parte de esta banda. Descanse en paz.


Tras la disolución de Colosseum, Hiseman colabora en 1972 con la banda alemana Et Cetera en la grabación de su segundo disco Knirsch. En este álbum de jazz rock también colaboraría Larry Coryell a la guitarra. Un año después, Hiseman vuelve a Inglaterra para formar una nueva banda. Su intención era dejar de lado el genero jazz para centrarse en un sonido más rock. Para ello decide reclutar a varios músicos de diferente origen. La primera formación de Tempest, que así se llamaría la banda, consistía en Hiseman a la batería. Holdsworth a la guitarra, procedente de la agrupación de Ian Carr, Nucleus. Paul Williams a las voces/guitarra, quien había estado anteriormente en Juicy Lucy. Y para terminar, Mark Clarke al bajo, conocido de Hiseman al estar en la última encarnación de Colosseum. Pero que en 1973, venía de grabar un clásico disco con Uriah Heep, llamado Demons And Wizards. Estos cuatro super músicos se unieron para una misma causa, crear rock sin ningún tipo de fusión. El primer disco de Tempest se grabó en los Air Studios de Londres. La producción la llevo a cabo el propio Jon Hiseman. El resultado fue bien recibido tanto por crítica como aficionados. Por lo que no tardaron en lanzarse a la carretera para una gira. En Alemania fueron acompañados de los también ingleses Hard Stuff, banda del explosivo guitarra John Ducann. Aquello sin duda, tuvo que ser antológico. En Hannover, tocaron en un festival de un solo día llamado A Golden Summernight. Con ellos estuvieron Fairport Convention, Eric Burdon, Canned Heat o Vinegar Joe. A mediados de año, participaron en otro festival de verano llamado Summer Rock Festival, en Alemania. Entre las bandas asistentes, se encontraban Black Sabbath, Rory Gallagher o Gentle Giant. En Inglaterra, participaron en el festival de Reading como uno de los cabezas de cartel, junto a Genesis. Algunas grabaciones transcendieron en el futuro como piratas, algunas de ellas se siguen reeditando hoy en día. Y cuando estaban empezando a escalar los últimos metros para llegar a lo más alto. Holdsworth decide abandonar la formación para ingresar en las filas de los experimentales The Soft Machine. Tras él, es Paul Williams quien da la desbandada. Así que Hiseman y Clarke se quedan solos. Pero no se dan por vencidos, y vuelven a intentarlo. Un tal Ollie Halsall, había dejado a unos tal Patto, compuestos y sin disco a mitad de la grabación de este. Ese disco se llamó Monkey's Bum, y como venganza algunas partes tocadas por Ollie fueron regrabadas por el sonido de un saxofón. ¡¡Vaya pecado!! Hiseman recogió a Ollie Halsall por el camino, para una nueva encarnación de Tempest. En 1974, deciden volver al estudio para un segundo disco. Titulado Living In Fear, fue una gran gesta sin ningún genero de duda donde Halsall tambien asumió el rol de cantante. Tan solo con la bestial versión que incluyeron del clásico de The Beatles, "Paperback Writer", ya merece el disco un templo para el solo. Desgraciadamente, este segundo disco si que paso más desapercibido. Por lo que no tardaron mucho tiempo en separarse definitivamente. Ollie Halsall volvió con Patto en 1975, y posteriormente creó la banda Boxer. Clarke colaboró con Ken Hensley en su segundo disco en solitario. En 1976 se unió a la banda Natural Gas. Hiseman, entre colaboración y colaboración, formaría la segunda encarnación de Colosseum. Pero eso, os lo vamos a contar otro día.


Antes que nada, comentar que la psicodélica portada estaba pintada por Mati Klarwein, y es una obra titulada "Fire and Water". Este artista es conocido por su visionario estilo y las aportaciones que hizo en el mundo de la música de forma esporádica, en discos como Abraxas de Santana o Bitches Brew de Miles Davis. Comienza el disco con "Gorgon", tema con una introducción acústica y la voz de Williams sonando como si viniera arrastrada por el viento. Para arrancar verdaderamente con un terrible riff a la guitarra, transformándose en un tremendo medio tiempo de tono épico y sonido heavy rock primerizo. En "Foyers Of Fun" ya entramos en materia con un tema de rock contundente. Hiseman a la batería es un portento único, como sin duda sabrá cualquiera que conoce a este músico. Imaginaros a la mítica diosa hindú de ocho brazos tocando una batería. Esencialmente es la primera sensación al escuchar a un músico como Hiseman. ¡¡Ese hombre no tiene solo dos brazos!! Con "Dark House" entran en un estilo algo más reposado y contemplativo. Williams es un gran vocalista muy versátil, y su voz pega muy bien con este tipo de música. Holdsworth utiliza un fantástico sonido de Wah Wah a la guitarra. "Brothers" tiene un estilo más progresivo con varios cambios de ritmos durante todo el tema. Clarke se luce a las cuatro cuerdas. En "Up And On" vuelven al medio tiempo de sonido intenso y donde Allan nos regala un espectacular solo de guitarra. Gran tema sin duda para empezar la segunda cara del disco. "Grey And Black" es el único corte donde Clarke aporta voz solista, una tremenda balada de cierto ambiente etéreo con una bella melodía. Tras el momento pausado, vuelven a la carga con "Strangeher". Tema más estándar de ambiente blusero, enfocado en los orígenes de todos estos músicos que iniciaron su pasión escuchando y tocando blues. Termina este clásico disco con "Upon Tomorrow", tema que comienza suave con una bonita aportación de Holdsworth al violín. Para después ir aumentando de intensidad, hasta que rompe en un espectácular cambio de estilo hacia un sonido rock contundente. Sin duda, estamos ante parte de la simiente de todo el heavy rock que empezó a iniciarse a finales de los años ochenta ¡¡Que gran disco!!

 

                                                                                                                                           Reseña de Germán Ramírez

 

--------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

Artículo sobre Jon Hiseman y Colosseum aquí